viernes, 6 de febrero de 2009

SHURI TE, TOMARI TE Y NAHA TE

Debido a la forma secreta en que se tenía que practicar TE, no existen evidencias que permitan proporcionar una clasificación clara de los distintos estilos y tipos de karate durante sus años de formación en el siglo XVIII. Sin embargo, el karate gradualmente fue dividiéndose en tres grupos o ramas principales: Shuri-te ,Tomari-te y Naha-te. Shuri-te y Tomari-te se desarrollarón en las proximidades de Shuri y Tomari, mientras que Naha-te surgió de las proximidades de Naha. El desaparecido Gichin Funakoshi, en su libro Karate-do Kyohan, opinó que las características de los dos estilos del karate okinawense indicaban que se desarrollaron a partir de requerimientos físicos diferentes. Funakoshi decía que Shuri-te se basa en movimientos rápidos y veloces, resultando de esta manera conveniente para personas de poca estatura, cuya meta era el dominio de la acción rápida. Por otro lado recomendó Naha-te para personas más grandes pesadas [aquí hay un error del autor, pues O-sensei no hablaba de recomendar cierto estilo para cierta contextura, sino que hablaba de que los estilos Naha y Shuri fueron aparentemente creados por gente de esas características, cosa que se hacía notar en los kata]. El origen de las artes marciales se encuentra en el instinto de autoconservación, teniendo como finalidad última el desarrollo, mediante la práctica continua, de una persona bien equilibrada y de cuerpo y mente sanos. Es aquí donde se encuentra el espíritu del karate-do. Las diferencias entre Shuri-te y Naha-te están dadas por los movimientos básicos y el método de respiración. El principio básico de Shuri-te radica en el entrenamiento de formas asociadas con los movimientos naturales. Es esencial lograr velocidad y un adecuado sentido del tiempo (timing) en el entrenamiento de puntapiés, golpes de puño y golpes en general. Durante el entrenamiento debe controlarse la respiración naturalmente o sea que, para dominar Shuri-te, no es necesario entrenarse en formas artificiales de respiración. Como puede verse, Naha-te se caracteriza por movimientos firmes y arraigados; los pies se desplazan más bien lentamente sobre una línea formada por cuartos de circunferencia, y la respiración se realiza en forma rítmica pero artificial, en concordancia con cada uno de los movimientos. Cuando se compara con los movimientos de Shuri-te, los kata de Naha-te aparentan carecer de velocidad. Sin embargo, las dos escuelas tienen por común denominador la utilización de posturas naturales.Una canción folklórica antigua de Okinawa dice: "Aunque tomemos diferentes caminos para ascender a la montaña arbolada, cada uno de nosotros puede lograr su meta y apreciar la luna al llegar a la cumbre". De manera que al estudiar karate-do podremos lograr el mismo fin cualesquiera sea el camino que elijamos. La meta no varía con los estilos. En la profundidad de su filosofía comparten un significado común.

1 comentario:

Majete, el Ronin dijo...

muy buena y muy bien documentada explicación,gracias por toda la información que colgais en el Blog es indispensable para el buen conocimiento y desarrollo de nuestro deporte, un abrazo
saludos A Subias